“Y la tierra se movió bajo ellos” de Iván Baeza

“Y la tierra se movió bajo ellos” de Iván Baeza


Título: Y la tierra se movió bajo ellos

Autor: Iván Baeza

Editorial: Playa de Ákaba

Sinopsis: Esta novela, primera novela del poeta y escritor Iván Baeza, es una novela llena de vida. La muerte de un ser querido es algo a lo que uno no puede sobreponerse nunca, por más que lo intente. En esta novela, la muerte llega de pronto. Y toda una familia se une, para hacerle frente. Surgen cosas no dichas, como en todas las familias, secretos, pequeños rencores, arrepentimientos y sensación de culpa. En contraposición a la muerte, llega la vida. Porque no hay mal que cien años dure, o eso dicen. La vida y la muerte mezcladas en este texto, lleno de poesía y de dulzura, y, por todas partes: el amor. El amor que, como sabemos, ni tiene sexo ni tiene edad, el amor que es esa fuerza que mueve el mundo y que puede hacer que la tierra tiemble bajo nuestros pies.

(Sinopsis extraída de la página web de la editorial http://playadeakaba.com/?q=obras/y-la-tierra-se-movi%C3%B3-bajo-ellos)

Opinión: De un tiempo a esta parte, una de mis mayores satisfacciones es descubrir obras de autores nuevos o desconocidos. Creo que merecen una atención especial, puesto que no cuentan con las mismas facilidades que los autores consagrados que publican en grandes grupos editoriales. Éste es el caso de la novela y del autor que os presentamos hoy. Se trata de “Y la tierra se movió bajo ellos”, primera obra de Iván Baeza, ganador del tercer premio de la editorial Playa de Ákaba. Después de concluirlo, no puedo más que felicitar a su autor. Estamos ante uno de esos libros que calan muy dentro gracias a un estilo literario depurado e intimista. Cabe destacar, también, la belleza de la edición del libro que, gracias a su estudiada simpleza, es de una elegancia inusual. Todos estos motivos convierten a la primera novela de Baeza en un texto muy apetecible para descubrir un universo narrativo que promete y mucho.

Coincidí con el autor en la presentación de nuestras obras el pasado mes de diciembre. Su discurso y su forma de defender “Y la tierra se movió bajo ellos” me pareció muy evocadora y, sin duda, me llevó a conocer una historia actual y moderna que habla sobre los grandes temas de la literatura: el amor, el desamor, la vida y la muerte. Una vez que te vas sumergiendo en las páginas del libro, te acabas dando cuenta de que, lo que podría haber sido una novela sentimentaloide, es un artefacto narrativo delicado y lleno de inteligencia. Su autor ha sabido describir, mediante hábiles pinceladas, una historia que retrata a la perfección la forma en la que muchas familias entienden las relaciones de cariño. De hecho, “Y la tierra se movió bajo ellos” podría considerarse como un hábil estudio de los afectos en nuestra sociedad. El libro contiene tanta realidad entre sus líneas que nos deja a los lectores sin poder reaccionar. Con esta su primera obra, Iván Baeza nos insufla una bocanada de aire fresco que es muy de agradecer.

Ya he afirmado antes que Baeza es dueño de un estilo literario muy delicado y lleno de matices. De ahí se puede deducir su gusto por la poesía. Si buscáis algo más de información sobre el autor, encontraréis entrevistas en las que él mismo dice que las obras que más le gustan son las novelas escritas por poetas. “Y la tierra se movió bajo ellos” cumple a la perfección este requisito. De hecho sobrevuela a lo largo de la historia un halo poético inconfundible que enriquece el conjunto de la narración en gran medida. “Y la tierra se movió bajo ellos” es la historia de tres personajes de una misma familia: una madre y sus dos hijos. La madre, chapada a la antigua, vive atormentada por su pasado y es incapaz de tratar a sus hijos de una forma cariñosa. La hija, la más metódica de los tres, sufre varios acontecimientos en su vida que cambiarán por completo a los que están a su alrededor. Por su parte, el hijo trata de encontrar a un hombre que le quiera, después de varios fracasos amorosos. Cuando lo encuentra, duda constantemente sobre si va a poder mantener la relación.

Estamos, por tanto, ante un análisis muy certero sobre el comportamiento de una familia cualquiera de nuestro alrededor. Sus miedos y sus anhelos son como los de cualquiera de nosotros. De ahí que cada lector pueda encontrar paralelismos con su propia realidad. En esa inteligente descripción de personajes radica parte del éxito de “Y la tierra se movió bajo ellos”. Baeza ha sido capaz de dotar a cada uno de ellos de características propias. Más que en los diálogos, las actitudes de los personajes se reconocen a través de sus pensamientos internos. En las descripciones Baeza ejerce un análisis realmente meticuloso de la madre, del hijo, de su novio o de la hija y su marido. Tampoco quiero entrar en muchos más detalles, puesto que la trama de esta novela se puede desvelar muy fácilmente. Prefiero que cada uno de vosotros se vaya emocionando con cada frase. Este libro hará que los lectores se muevan entre la risa, la pena, el lamento y las lágrimas con una facilidad pasmosa.

En conclusión, esta novela que hoy os he reseñado es un descubrimiento realmente prometedor. Es una novela preciosista, bien narrada, dura, precisa y llena de verdad. Seguidle la pista a Iván Baeza, tanto en sus próximos trabajos de narrativa como de poesía. Su capacidad de observación y su estilo narrativo son dos puntos a favor de un escritor que está comenzando a desarrollar su obra literaria. Esperemos que los lectores le apoyen como se merece. Su inicio literario con la concesión del III Premio Playa de Ákaba es un acierto total que nos promete muchas más horas de buena lectura. Os lo aseguro.

Próxima reseña: “El amor tan temido” de Noemí Trujillo (Ed. Playa de Ákaba)

+ No hay comentarios

Añade el tuyo