“Todo mortal” de Ana Belén Rodríguez Patiño

“Todo mortal” de Ana Belén Rodríguez Patiño


portadatodomortal Título: Todo mortal

Autor: Ana Belén Rodríguez Patiño

Editorial: Playa de Ákaba

Sinopsis: Una nueva sociedad comienza a gestarse en el convulso y fascinante siglo XIX. En 1853, mujeres y hombres de distinta procedencia, entre quienes se encuentra un jovencísimo Gustavo Adolfo Bécquer, se enfrentarán a los misterios que anidan en las arterias de una ciudad única: Sevilla. Vidas que se entretejen entre sí. Historias dentro de historias. El poder ancestral de los libros y el arte de la poesía que agoniza, en una España que se resiste al avance de la ciencia y a la lucha contra la creencia; la razón contra la superstición, en un relato donde los protagonistas guardan con celo sus secretos en la búsqueda de su propio destino.

(Extraída de la página web de la editorial http://playadeakaba.com/todo-mortal/)

Opinión: Hoy os traigo una reseña de una novela que nos devuelve la fe en la nueva narrativa española que está por venir. “Todo mortal” es una novela corta que nos viene a confirmar la valía de Ana Belén Rodríguez Patiño, después de su debut con “Donde se acaban los mapas”, deliciosa historia ambientada en ciudades tan conocidas como Cádiz, Pekín, Shangai, Viena o Londres. Me hice con este libro ya hace unos meses y no he podido leerlo hasta hace unas semanas. De todas formas, la espera ha merecido la pena. “Todo mortal” tiene elementos imprescindibles para atraer a multitud de lectores: una trama envidiablemente diseñada, una ambientación histórica sensacional y algunos personajes de renombre, como Gustavo Adolfo Bécquer, que pululan por ella. La historia comienza allá por el año 1853 con una serie de personajes que tratan de abrirse paso en una nueva sociedad que está aún forjándose: la del siglo XIX. Por si estos elementos fueran poco reseñables, les recuerdo que “Todo mortal” resultó galardonada con el primer premio de novela Mujer al viento, convocado por el Ayuntamiento de Torrejón de Ardoz y la editorial Playa de Ákaba. Sin duda es un aliciente más para recomendarles esta pequeña joya que no debe pasarnos desapercibida.

Es evidente que la novela histórica es un género muy transitado en España. No obstante, creo que siempre se ha pecado de innovar poco a la hora de explorar el pasado de nuestro país. Ana Belén Rodríguez nos descubre un tiempo que, pese a ser reconocido por su importancia, no ha sido lo suficientemente transitado en la literatura actual. Se trata del siglo XIX. “Todo mortal” nos regala, en primer lugar, una deslumbrante descripción de Sevilla en aquellos tiempos. Me ha impresionado leer las escenas que ocurren durante el ambiente nocturno hispalense porque la autora ha sabido dotarles del halo de misterio suficiente para que los lectores sintamos intriga para seguir leyendo con interés. No obstante, no solo la trama es uno de los aspectos más destacables de esta novela. Como buena obra ambientada en el siglo XIX, “Todo mortal” tiene ese lenguaje cuidado y detallista que la autora ha cuidado al detalle. De hecho, convendría destacar el magnífico trabajo de documentación que debe haber elaborado la autora a la hora de intercalar las intervenciones de cada personaje.

Son esos personajes y los diálogos que plantea Ana Belén Rodríguez, otros de los aspectos más destacables de la novela. La autora acierta a la hora de presentar una historia diseñada a través de varias voces, que se van entrelazando de una manera muy adecuada para que la trama fluya a la perfección. Son personas que se mueven como pez en el agua en un ambiente, quizás decimonónico para nosotros, pero muy verosímil. Es esa idea de verosimilitud otro de los aspectos más importantes de la novela. Cuando los lectores nos adentramos en las páginas de “Todo mortal”, nos encontraremos inmersos en un ambiente realista y perfectamente identificable. Todo ello se reviste con un estilo literario de primera. La autora de esta novela apela directamente a los sentimientos de los lectores mediante una historia llena de personajes con los cuales podremos empatizar o no, y que van mucho más allá de la mera etiqueta de arquetipos.

Por último, solo me queda destacar el brillante y sencillo estilo literario de Ana Belén Rodríguez Patiño. En una novela muy breve ha sido capaz de presentarnos una historia llena de garra en la que todo está bien medido e inteligentemente presentado. Cabe destacar la recreación del personaje de Bécquer que llena con esplendor las páginas de una obra potente que les hará reflexionar sobre una nueva sociedad que estaba creciendo a principios del siglo XIX.

Para terminar, os dejo un vídeo de la concesión del I Premio “Mujer al Viento”. Si lo echáis un vistazo, podréis ver las ideas que desarrollaron tanto la autora como las personas de la editorial que concedieron el premio. Así comprenderéis algo mejor las principales motivaciones de Ana Belén Rodríguez a la hora de escribir y publicar esta novela que os hemos reseñado hoy. Os recomiendo con fervor que os adentréis en las páginas de “Todo mortal”. Se trata de una novela con un trasfondo histórico muy bien identificado, unos personajes interesantes y una trama llena de intriga y misterio. Apunten el nombre de Ana Belén Rodríguez. Nos asegurará horas de buena lectura en un futuro muy cercano.

 

ENTREGA DEL PREMIO “MUJER AL VIENTO”

 

Próxima reseña: “Manguis” de Paco Gómez Escribano (Ed. Erein)

+ No hay comentarios

Añade el tuyo