Reflexiones sobre la Feria del Libro de Madrid

Reflexiones sobre la Feria del Libro de Madrid


Reflexiones sobre la Feria del Libro de Madrid
Una vez terminada esta edición de la Feria del Libro de Madrid, merece la pena detenerse para reflexionar sobre lo acontecido en el Parque del Retiro madrileño.
Desde hace ya muchos años, este acontecimiento cultural de primer orden ha venido envuelto en la polémica. Muchos escritores reniegan de la Feria pero todo el mundo mataría por firmar sus obras allí, dígamos las cosas claras. El halo mágico que durante las tres semanas de duración envuelve a las casetas y a los lectores es maravilloso y no se puede comparar con ningún otro acontecimiento cultural.
Recuerdo visitar la Feria del Libro todos los años desde que tengo uso de razón y, para un mitómano como yo, es un acontecimiento ineludible. Este año los protagonistas han sido, sin duda, los escritores mediáticos provenientes de la televisión. Las colas de gente pidiendo firmas o fotos a personajes como Jorge Javier Vázquez, María Teresa Campos o Cristian Gálvez eran tremendas. Mención aparte mereció el día de firmas del grupo musical Auryn. ¡Nunca había visto a tanta niña junta llorando! Dicen que, gracias a sus obras, las ventas han ascendido un 9%. Valórenlo ustedes mismos pero me parece una buena noticia. Esperemos que gracias a esos beneficios resultantes de las obras de los mediáticos, las editoriales se atrevan a publicar a escritores que estamos empezando.

En el plano personal tendría que destacar a varios autores con los que pude charlar en esta edición de la Feria. En primer lugar, destacaré mi descubrimiento de este año, Helena Cosano. Ya os hablé de su libro de cuentos “Almas Brujas” en un post anterior. Me pasé a saludarla en la caseta de la editorial Pigmalión y es una mujer realmente interesante. Ya tengo reservado para este verano su novela “Cándida Diplomática” que tiene una pinta estupenda. ¡Dará mucho que hablar!
También me gustaría destacar la simpatía de autores como Marta Robles, Manuel Vicent, Julio Llamazares o Manuel Rivas y la enriquecedora charla sobre el mundo editorial con el ganador del Premio Planeta de este año, Lorenzo Silva.
Asimismo, mantuve algunos ritos como mi visita a las escritoras Carmen Posadas y Rosa Regàs. La primera editó este año su nueva novela de la que también daré buena cuenta este verano. Con la segunda mantengo una cordial relación literaria desde su Luna Lunera. Este año ha sido merecidamente galardonada con el premio Biblioteca Breve con su obra Música de Cámara.
En definitiva, ya os iré presentando en sucesivos posts las obras que he descubierto gracias a esta edición. Los datos dicen que la Feria de este año ha resultado ser una edición plagada de caras conocidas y de escritores ya veteranos que mantienen la ilusión de presentar sus creaciones en un momento en el que el mundo cultural sufre decisiones políticas tan injustas como el aumento del IVA y demás. No obstante, siempre queda un rayo de esperanza con esos datos del aumento de ventas. Queda Feria para rato.
Buena semana,
De Letras

+ No hay comentarios

Añade el tuyo